COMO SE HACE

En Anna de Manel tenemos 2 fases muy marcadas antes de llegar a nuestra tienda. La primera es una fase creativa. Hemos estado recopilando información, tendencias, tejidos, momentos, entornos… que por alguna razón nos ha generado un interés que plasmamos en nuestros diseños. Algunos han sido como un rayo, un punto que dices, es este y nos enamoramos. Y ya. Cuando tenemos esto, “ya puedo dedicarme a diseñar, unos salen rápido, otros no hay manera que el lápiz encaje lo que está en la cabeza. No utilizo la tecnología para diseñas, prefiero el proceso manual. Es un placer dibujar zapatos”. Cuando tenemos esto, “ya puedo dedicarme a diseñar, unos salen rápido, otros no hay manera que el lápiz encaje lo que está en la cabeza. No utilizo la tecnología para diseñas, prefiero el proceso manual. Es un placer dibujar zapatos”.

También nos dejamos llevas por vuestros consejos, vuestros deseos y veréis alguna de vuestras esencias en comunión con algunos de nuestros diseños. Nos encanta que quieras formar parte del proceso de creación.

Pasamos posiblemente un periodo de 6 meses planificando el resultado. Una vez hemos decido los modelos, los tejidos y adornos, hacemos las primeras muestras, de la mano de nuestro modelista, ajustamos para que la belleza y el confort mantengan un equilibrio.

No todas las muestras pasan el filtro, unas por materiales, otras por diseños imposibles, porque no decirlo, incompatibles con los altos tacones, la combinación de materiales, también marca mucho la calidez del acabado en cada alpargata. Los tejidos que nos conquistaron con su promesa de ser bellos en nuestros zapatos y lo consiguieron, pasan la prueba. Y con esto ya estamos preparados para la segunda fase: la producción.

LA PRODUCCIÓN

Producimos en Petrer, una pequeña localidad en la provincia de Alicante, un taller familiar, donde todo lo que hacen es mimar la materia prima para convertirla en exquisito calzado de lujo. Utilizamos principalmente el yute, una planta natural, para hacer la cuerda de yute con la que se forraran las plataformas de corcho reciclado. Las plataformas están elaboradas de una sola pieza de corcho. El corcho es un material natural, renovable y biodegradable, procedente del alcornoque. Llega en forma de gránulos que una vez prensados se crea un aglomerado con cola, listo para moldear y hacer nuestras bases. Con el equipo de diseño ergonómico, nuestras plataformas consiguen tener un punto de entrada y de salida, con suaves curvas en punta y talón que acompañan de manera natural nuestros pasos.

El corcho, además, para nuestros altos tacones, es un material que nos proporciona ligereza, elasticidad que evita su rotura fácil, impermeabilidad, y un aislante natural térmico.

Con el yute se hará la cuerda trenzada con la que se forraran las plataformas. Procesos ambos totalmente artesanos.

Usamos una suela pegada muy resistente, flexible y antideslizante que unimos a la plataforma forrada, y una plantilla de gel, que nos asegura el confort en el pie, y que recupera en buena parte su tamaño original.

La plantilla la forramos con cuero caprino, de poro liso y pequeño, muy fino, resistente, con un curtido en napa, abatanado, que proporciona mucha flexibilidad. Con acabado rojo, liso y satinado, tan característica de todos nuestros modelos.  La marca grabada a fuego.

Tras el cortado de los materiales que hayamos elegido para nuestros modelos, y el correspondiente rebajado de montado o de costura o el dividido, en el caso de ser pieles más gruesas, aparecen las manos artesanas de nuestras aparadoras. Ellas, son las que dan forma al diseño, de la calidad de su aparado depende en un 70% la calidad final de la espadrilles. Ellas ensamblan las piezas que se han cortado, interpretan el diseño correctamente y ejecutan con primorosidad.

Ellas cosen los forrados interiores, las tiras, o los refuerzos en caso de necesidad, tengamos en cuenta que el zapato debe estar preparado para asumir tensión continua en su función básica de calzar para caminar.

EL RESULTADO

Con algunos modelos, tanto en piel como en tejidos, es necesario el doblado, para asumir las curvas sin que aparezcan arrugas.

Realizar el cosido, con pespuntes simples, doble pespunte, ribeteo, es la culminación del trabajo de las aparadoras.

Los controles de calidad, durante el packaging, son minuciosos, para asegurar que el resultado final sea tus alpargatas ANNA DE MANEL.